Qué es el Fondo de Garantía de Depósitos

A lo largo de la historia, se han venido sucediendo los episodios de corridas bancarias que han terminado colapsando el sistema financiero de los países en los que se producían. Era algo tan común en el Siglo XIX y parte del XX que la propia película de Mary Poppins lo trasladó a la gran pantalla de una forma bastante fiel a la realidad.

Se trataba de un serio problema para los depositantes, cuyos ahorros estaban en peligro por la irresponsable gestión de los bancos. Conscientes de ello, todas las personas con una cuenta corriente corrían a retirar su dinero de los bancos, lo que acababa precipitando la quiebra de los mismos y la pérdida de mucho dinero para mucha gente.

Para evitar todos estos problemas, los países comenzaron a constituir unas entidades financieras conocidas como Fondos de Garantía de Depósitos (FGD), que tienen por objetivo garantizar el dinero a los depositarios de los bancos de un país. En la actualidad, la mayoría de los países desarrollados tienen su propio FGD, que trata de asegurar la integridad de los ahorros al tiempo que evita pánicos bancarios que pueden acabar provocando una quiebra anticipada de todo un sistema financiero nacional.

El Fondo de Garantía de Depósitos en España

Fondo de Garantía de DepósitosEn España, el actual Fondo de Garantía de Depósitos se constituyó en 1977 con el objetivo de proteger a los depositarios, especialmente a los pequeños ahorradores, además de ser un instrumento para disciplinar a las entidades de crédito en sus prácticas operativas. El fondo cubría originalmente 15.000 euros por depositante y entidad, cantidad que se extendió a 20.000 euros a partir del año 2.000 y a 100.000 a partir del 10 de octubre de 2008.

El fondo se nutre con las aportaciones de las entidades financieras integradas en ellos. Inicialmente, esta aportación ascendía al 1,2 por mil de los depósitos de cada entidad a 31 de diciembre; en 1989, esta aportación se incrementó al 2 por mil de los activos computables y, en la actualidad, es del 2,5 por mil.

En España, todas las entidades bancarias correspondientes a bancos, cajas de ahorro y cooperativas de crédito están adheridas al FGD y todas están obligadas, por tanto, a realizar aportaciones al fondo. Existen, asimismo, algunas entidades que no están adheridas al Fondo de Garantía de Depósitos español, como todas aquellas entidades de crédito extranjeras comunitarias (tales como ING DIRECT o Banco Espirito Santo, entre muchas otras), y las sucursales de entidades de crédito extranjeras no comunitarias, como Bank of America o Citibank. En total, son 87 entidades que se rigen por el Fondo de Garantía de Depósitos de sus correspondientes países, en caso de que tuviesen.

¿Qué garantías tiene?

El FGD español garantiza los 100.000 primeros euros por titular y entidad. Es decir, si, por ejemplo, tenemos una cuenta corriente de 40.000 euros y un depósito a plazo fijo por valor de 5.000 euros en una misma entidad, el titular podría recuperar la totalidad de los 45.000 euros a través del FGD. Si, en cambio, el individuo es titular de dos cuentas corrientes en dos entidades diferentes en las cuales tiene unos ahorros de 20.000 euros cada una, el FGD le garantiza los 40.000 euros. Si, por el contrario, el individuo es titular de una cuenta corriente con 120.000 euros, el FGD solo le garantiza 100.000 euros.

Es importante puntualizar que la garantía del FGD se refiere tan solo a depósitos, ya sean a la vista o a plazo, y a aquellos instrumentos negociables que hayan sido confiados a la entidad de crédito para su depósito, pero no a otros instrumentos financieros. Es decir, el FGD no cubre, por ejemplo, el dinero invertido en fondos de inversión o planes de pensiones.

Podemos estar tranquilos. En nuestro país, nuestros ahorros están garantizados gracias al Fondo de Garantía de Depósitos. No obstante, es recomendable que antes de contratar un depósito, revises si esa entidad está adscrita al FGD para no tener ningún problema a la hora de recuperar tus ahorros en caso de insolvencia de la entidad.

En cualquier caso, los depósitos de una entidad siempre estarán garantizados por el FGD de otro país, por lo que es interesante conocer cuáles son las garantías que proporcionan otros países.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *