Los depósitos extranjeros conquistan España

La continua merma experimentada por los tipos de interés ofrecidos en los depósitos españoles ha terminado por convertirse en un campo perfectamente abonado para el desembarco de entidades extranjeras dispuestas a comerse parte del pastel.

El resultado es que los depósitos extranjeros llevan ya tiempo abriendo paso en el mercado, mediante el uso de tipos de interés mucho más elevados que la media y sin que por ello se obligue al consumidor a asumir condiciones complementarias de ningún tipo como ocurre, por ejemplo, con las cuentas nómina remuneradas.

¿Por qué los depósitos nacionales no compiten con los extranjeros?

El Banco de España está perfectamente alineado con la política establecida por el Banco Central Europeo. El resultado es que todas las entidades bancarias con ficha española deben someterse a unas fuertes restricciones en lo que se refiere al tipo de interés ofrecido en sus depósitos.

En caso contrario, su calificación puede verse empeorada y tendrán la obligación de incrementar su nivel de aprovisionamiento de capitales.

En el caso de los depósitos extranjeros, la situación es algo distinta, si bien conviene distinguir entre aquellas entidades que disponen de ficha en el Banco de España y las que no.

El caso es que las entidades extranjeras que ya tienen una ficha en España, deben ser cautelosas con respecto a los intereses que ofrecen. No obstante, y dado que su cuota de mercado es más pequeña que la gran banca española, el impacto que puedan tener las medidas interpuestas por Banco de España es reducido.

En el caso de las entidades extranjeras que no disponen de ficha en el Banco de España, sus actuaciones están supervisadas y sometidas al banco central de su propio país. Si éste tiene una política supervisora más laxa o flexible, poco se puede hacer.

¿Cuáles son las medidas de precaución a tomar al contratar un depósito extranjero?

Si estás meditando contratar un depósito de alta remuneración de un banco extranjero, te recomendar asegurarte de la concurrencia de los siguientes factores.

Bandera EspañaEl país al que pertenezca el banco que comercialice el depósito debería contar con un fondo de garantía de depósitos similar el español. De esa forma, en caso de que la entidad en cuestión sufra algún problema de liquidez, tus ahorros estarán protegidos. En el caso de entidades extranjeras que ya disponen de ficha bancaria en España –como, por ejemplo, ING Direct– esto es algo de lo que no tendrás que preocuparte.

Presta atención al cambio de divisa cuando el banco del depósito opera en una divisa distinta al euro. La fluctuación del cambio de divisa podría jugarte una mala pasada en el momento de la liquidación del depósito y repatriación del capital junto con los intereses. Lo último que quieres es que el cambio de divisa se coma todos los intereses conseguidos.

El país del banco en el que contrates el depósito debe contar con la máxima estabilidad socio-política posible. De lo contrario, un conflicto bélico o un cambio de régimen podrían suponer la anulación de las garantías jurídicas fundamentales, por lo que tu depósito quedaría en entredicho.

¿Cuáles son los depósitos extranjeros que ofrecen mayor rentabilidad?

Actualmente, es posible contratar depósitos extranjeros de alta rentabilidad con bastante facilidad, especialmente, si se escoge aquellos que ya operan en España de forma oficial.

Depósitos Facto de Farmafactoring

Los depósitos Facto son comercializados por la entidad italiana Farmafactoring, la cual está adscrita al Fondo de Garantía de Depósitos italiano. Este fondo proporciona una protección de 100.000 euros por cada cliente y entidad bancaria, similar a como sucede en España.

El mayor inconveniente de los depósitos Facto es que es necesario disponer de, al menos, 10.000 euros para proceder a su contratación. Además, no se permite su cancelación anticipada.

Por lo demás, disponen de una gama de depósitos a plazo que va desde los 12 meses a un 1,26% TAE, hasta los 60 meses, a un 1,51% TAE, pasando por los 36 meses, con una remuneración del 1,41% TAE.

Depósitos de Crédit Agricole

Los depósitos de esta entidad francesa también ofrecen una remuneración excelente y están protegidos por el Fondo de Garantía de Depósitos y Resolución francés, el cual compensa hasta 100.000 euros por cliente y entidad.

Al contrario que en el anterior caso, en los depósitos de Crédit Agricole sí es posible proceder a la cancelación anticipada, si bien será necesario pagar la penalización correspondiente.

Es necesario disponer de, al menos, 5.000 euros y la gama de comercialización es de:

  • 6 meses al 0,70% TIN
  • 1 año al 1% TIN
  • 2 años al 1,10% TIN
  • 3 años al 1,25% TIN

Depósito en dólares o euros Easisave de FIMBank a 36 meses

Finalmente, cabe señalar la alternativa de los depósitos en dólares o euros de la entidad maltesa Easisave, la cual está cubierta por el Fondo de Garantía de Depósitos de Malta. La cobertura alcanza los 100.000 euros por cliente y entidad.

Se ofrecen en las siguientes condiciones:

Depósitos en euros:

  • 3 meses al 0,75% TIN
  • 6 meses al 0,85% TIN
  • 9 meses al 0,90% TIN
  • 1 año al 1% TIN
  • 2 años al 1,05% TIN
  • 3 años al 1,10% TIN

Depósitos en dólares:

  • 3 meses al 1,30% TIN
  • 6 meses al 1,60%% TIN
  • 9 meses al 1,80% TIN
  • 1 año al 2,30% TIN
  • 2 años al 2,50% TIN
  • 3 años al 2,75% TIN

Teniendo en cuenta estos tipos de interés no es raro que los depósitos extranjeros estén ganando la partida en la guerra del activo en España. Es difícil para los ahorradores seguir soportando una remuneración paupérrima cuando tienen disponibles productos semejantes, que pueden ser contratados con extrema facilidad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *